«

»

Sep 13 2016

N° 82 No me dejare arrebatar por el trabajo hasta el punto de olvidarme a Dios

trinidad

En el número 82 del Diario, Sor Faustina nos dice lo siguiente: “No me dejare arrebatar por el trabajo hasta el punto de olvidarme a Dios. Pasare todos los momentos libres a los pies del Maestro oculto en el Santísimo Sacramento. Él me enseña desde los años más tiernos.”


En este número Santa Faustina nos habla de la importancia del trabajo, pero nos deja bien en claro que mas importante que todo, incluso que el trabajo es Dios.

La mayoría de las personas en este mundo actual, no se da cuenta la fuente de donde provienen todas las gracias, esa fuente que es Dios mismo de Él procede la vida, la familia, el trabajo, en fin, todo con lo que podemos contar, físico, espiritual y material.

El desapegarnos de Dios para apegarnos a otras cosas trae como consecuencia la apertura de puertas al mal, ya que mientras estamos rodeados de Dios, nada malo puede sucedernos, incluso cuando trabajamos para cosas de Él, la tentación está, mas sin embargo nuestra mente esta ocupada por consiguiente no damos hueco alguno para el pecado.

El trabajo es importante, es también importante que cumplamos debidamente con el y que lo realicemos bien y sin desperdiciar el tiempo, ya que ese tiempo que muchas veces desperdiciamos, es tiempo que se podría dedicar a Dios, al fin a Él le debemos la vida e incluso el tener trabajo.

Dar gracias a Dios cada día al despertar así como al anochecer por todo cuanto tenemos, es cumplir con Él como verdaderos hijos que somos, sin embargo la gran mayoría de las almas no agradecen a Su Creador y Padre, todas las bendiciones con que diariamente se cuentan.

Allí es cuando podemos darnos cuenta de que todo lo demás nos está quitando lo mas importante que tenemos que es Dios.

A veces la gente pregunta ¿Como saber si damos a Dios lo suficiente o si estamos cumpliendo bien con Él?, en verdad ni con toda una vida de entrega se puede dar a Dios lo suficiente o cumplir con Él en todo momento, mas sin embargo debemos esforzarnos por dar tiempo de calidad a Dios y no las migas que nos sobran.

Nunca podremos pagar, ni tendremos con que, tanto amor y misericordia de Dios para con nosotros, pero es en nuestras actitudes con las que podemos demostrarle verdaderamente a Dios que queremos dar todo de nosotros en agradecimiento.

Debemos pedir a Dios el Don de Sabiduría para que cada día podamos dar lo mejor de nosotros, esta es una buena alternativa para dejar de ser miseria pura, (pecadores), ya que Dios desea que estemos en unidad con Él para que siendo uno con Él recibir así la plenitud de Sus gracias.

Algún día nuestros ojos mortales podrán ver en plenitud y así darnos cuenta de tantas gracias y favores que nos perdemos cada día, al esforzarnos por dar a Dios un tiempo de calidad cada día, comenzamos a caminar por el sendero de Dios en donde nada hemos de perdernos.

Recuerda cada día, dar gracias a Dios al levantarte y acostarte, bendecir los alimentos, visitarle al pasar por un templo aunque sea unos segundos, dedicar un tiempo para rezar la coronilla y realizar obras de misericordia espirituales o corporales y comenzarás a ver cambios inmediatos en tu vida.

Recordemos la Palabra de Jesús en el Evangelio: “A Dios lo que es de Dios y al Cesar lo que es del Cesar”, nada ni nadie puede mover nuestro tiempo con Dios.

En todas las iglesias los días jueves hay Adoración al Santísimo Sacramento, podemos ganar gracias incalculables con una visita al Santísimo, Jesús está allí esperándonos constantemente.

Si perdemos gracias, no es porque Dios quiera, simplemente es porque nosotros no sabemos organizar nuestras vidas para beneficiarnos, quizás algún día lamentemos todo esto que nos perdemos simplemente por no dedicar un tiempo a Dios.

Te invito a rezar en este día la Coronilla a la Divina Misericordia, pidiendo a Jesús nos ayude a ser mas comprometidos con Él por nuestro bien y nuestra propia conversión. Amén.

Dios este contigo!
Javier Ils

Te invito a que nos dejes tus comentarios en el formulario al pie de esta página. Muchas gracias!

 

1 comentario

  1. maria estela luna polo

    UN TIEMPO A DIOS AMEN

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>